Fase 0

Nunca un cero ha tenido tanto valor, ese numero que expresa la falta absoluta de cantidad o valor nulo, ese invento relativamente moderno que no conocían ni babilonios, ni egipcios, ni chinos, ni las civilizaciones griegas o romanas, ese “nada” que hoy bajo ciertas condiciones empieza a tener un gran valor. Porque a partir de hoy, después de haber cerrado la puerta hace mas de mes y medio, aún era invierno, volvemos a abrirla para salir a las calles de Oviedo. Abriremos esa puerta para volver a las calles de nuestra ciudad, ya sea en Pumarín, Buenavista, La Manjoya, Ciudad Naranco o Vallobín, con el miedo lógico de lo que nos encontraremos, después de abandonar las calles de esta Vetusta ciudad casi sin poder despedirnos y con esa sensación, que alguien nos ha robado el mes de abril, como ya nos habia cantado Sabina hace unos años. Pero saldremos y tras unos segundos para respirar bien profundo y coger aire, hoy mas sano y puro que nunca, empezaremos a caminar hacia esa “nueva normalidad”, que aún sin saber muy bien lo que nos deparara ya anhelamos con deseó. Mientras eso llega, guardaremos nuestros mejores abrazos y besos, brindando por los que se marcharon sin una despedida, muchos de ellos de esa generación que creció durante la Guerra Civil, que tanto dolor y sufrimiento dejo en nuestra ciudad, Oviedo. Esa generación que maduro durante la Transición, una generación de hombres y mujeres que fueron referentes para muchos y que han marcado nuestra historia, nuestras vidas, esa generación que han sufrido de niños y que por este maldito virus vuelven sufrir de mayores. Esa generación que para muchos deberia ser eterna.

Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA)

Por eso durante este caminar hacia esa normalidad, aprovechemos que parece que el mundo se ha dado un respiro, una pausa, esa breve interrupción del movimiento normal que tiene la capital asturiana, esa boragine del día a día, ese ir y venir de ovetenses y foráneos sin casi tiempo para pensar, disfrutar, sentir, respirar…, utilicemos este pequeño paréntesis para todo eso y sobre todo para agradecer a esa gente con la que estamos en deuda, trabajadores del Huca, supermercados, policias, trabajadores de la limpieza y ese largo etc, y que para cuando esta Fase 0 solo sea un recuerdo que olvidar o que contar pasados unos lustros a esos nuevos ovetenses que llegaran, abramos de nuevo el telon apresurandonos con esos besos y abrazos que con tantas ganas hemos guardado para dárselos a los que mas queremos.

Porque aunque suene contradictorio, este virus lo paramos unidos todos los Ovetenses.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s